tratamiento de adicciones TAVAD

TAVAD me ha enseñado a vivir. Tratamiento de adicciones

“Aquí puedes hacer el cambio, manejar tu vida, darte la oportunidad de vivir de nuevo y hacer las cosas bien”.

Hay veces que el secreto no está en la masa y sí en los ingredientes. Y si no que se lo digan a Fernando, paciente de TAVAD que ha conseguido grandes beneficios ya no sólo con el tratamiento avanzado de las adicciones que aplicamos en el centro, el tratamiento de nutrición cerebral ha reforzado su gran cambio.

Fernando es madrileño, tiene 35 años y padece la enfermedad de Chron. Reuma, soriasis y dolores en el intestino son algunos de los síntomas derivados de la enfermedad que se acentuaron cuando empezó a consumir cocaina con 19 años. A los 28 su consumo se dispara convirtiéndose en diario:

“Un gramo cada dos días más o menos pero en el último año ya consumía entre 1 y 3 gramos diarios. Deudas, ansiedad, malestar, estrés… mi vida era un caos, todo estaba mal y me sentía siempre como deprimido, era como si tuviera un nubarrón constante en mi cabeza, nunca se iba. Me sentía además perseguido porque en ese momento también tenía deudas, debía dinero hasta en el trabajo. Tampoco me gustaba relacionarme con los demás, no me apetecía, sólo quería estar solo y aun así no estaba a gusto. Lo peor es que era consciente que estaba mal, que tenía un problema y siempre me decía: mañana lo dejo, pero ese día nunca llegaba”.

Hoy, el brillo en sus ojos y la sonrisa permanente delatan su buen estado de salud y de ánimo, su recuperación. Fernando hace 8 meses que empezó el tratamiento en nuestra clínica de desintoxicación y parece que no le puede ir mejor:

“Todo lo que ha pasado desde que ingresé en Tavad ha sido para bien. Igual suena egoísta pero ahora soy lo primero en mi vida, soy yo el que decide qué hacer en cada momento, siento que soy el dueño de mi vida y me encanta, es genial. ¡Y digo lo que pienso! Antes todo era al revés, todo lo que no tenía que hacer, lo hacía”

Fernando no sólo lleva 8 meses sin consumir cocaina y alcohol, con todos los beneficios que ello implica. Sus hábitos alimenticios han pegado un giro de 180 grados, comía de forma compulsiva, tenía muchos dolores de estómago por su enfermedad y padecía sobrepeso. Ahora hacer 5 comidas al día para él es fundamental:

“La nutricionista me ha enseñado a comer bien para sentirme mejor. Antes comía compulsivamente, picaba mucho entre horas y estaba siempre con ansiedad. Ya no tengo esos dolores que tenía después de comer, he perdido líquidos, fuera toxinas gracias a mi gran amigo el té verde. La verdad que las sesiones de nutrición para mí han sido vitales durante el tratamiento”.

Y es que Fernando además de aprender a comer bien ha perdido mucho peso. Nadie le ha puesto a dieta, simplemente ahora sabe lo que es la alimentación consciente para sentirse bien y saludable:

“Lo mejor es saber para qué sirva cada cosa, así es como aprendes a mezclar los alimentos en las comidas. Antes era un verdadero desastre, no sabía que se puede aprender tanto con la nutrición, ni que pudieras llegar a sentirte tan bien cuidando tu alimentación. Siento que desde que como bien no tengo ansiedad, ni estrés. Además del tratamiento de adicciones del centro creo que cuidar así mi alimentación también ha influido mucho en mi manera de sentirme por dentro. Me siento sano, saludable y lleno de vida; el comer bien hace mucho”.

'El ingreso fue entrar en una especie de túnel de lavado. Entré sucio y hoy me siento como nuevo' Clic para tuitear

El servicio de nutrición tan personalizado ha jugado un papel importante en la recuperación y ánimos de Fernando:

“La nutricionista es encantadora y lo sabe todo sobre los alimentos, cualquier cosa que le preguntes. Sus recomendaciones nutricionales se adaptan a ti, al tipo de vida que llevas y a lo que quieres conseguir, no al revés. No puedo estar más contento, a mí me ha reforzado. Y además es que ¡se ha abierto un mundo nuevo ante mí! Me encanta ir a hacer la compra, rebuscar ingredientes y ver qué lleva cada cosa. Disfruto mucho yendo al supermercado, además de ser una forma más de estar ocupado en mi tiempo libre, me motiva muchísimo aprender cada día más sobre nutrición. No te imaginas los bajones que tenía antes, supongo que por el consumo pero lo cierto es que han desaparecido, miro hacia adelante, me siento centrado, tranquilo y muy animado”.

Para Fer está claro, “¡¿Cómo voy a renunciar a algo que me hace tanto bien?! Todo el mundo me pregunta qué hago, que vaya cambio he dado. Ahora mi único vicio es el deporte, me encanta el padel y también ir a hacer la compra, disfruto muchísimo.”

¿Algún recuerdo de esos primeros días de ingreso?

“Para mí el ingreso supuso entrar en una especie de túnel de lavado. Entré sucio y descuidado y ahora me siento como nuevo. Recuerdo cuando fueron a ponerme el suero con lo que lleva el tratamiento pensaba que era un placebo, no me creía nada, no entré demasiado convencido, mi familia me había dado un ultimátum. ¡Hasta la aguja que llevaban los médicos me parecía de juguete, gigante pero de juguete!”. Se ríe, rebosa en salud, energía. Su bienestar es indiscutible, cada cosa que cuenta un brillo se enciende en sus ojos, como si estuviera viviendo y descubriendo todo por primera vez.

“Los médicos me quitaron las ganas de consumir, la nutricionista me ha enseñado a comer, mi terapeuta a recomponer mi vida… Gracias a todo el equipo de Tavad estoy aprendiendo a vivir y es muy bonito. Aquí puedes hacer el cambio, manejar tu vida, darte la oportunidad de vivir de nuevo y hacer las cosas bien”.

Más sobre la nutrición cerebral en TAVAD: http://goo.gl/19FHSB

 

 

 

CompárteloEmail this to someoneShare on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Share on LinkedIn62
8 comentarios
  1. MªJosé Dice:

    Mi hijo está actualmente en tratamiento, solo lleva un mes, pero el cambio que ha dado ha sido de 360 grados, tiene ganas de comer, ha engordado, tiene ilusión por vivir y ha recuperado su sonrisa, estamos contentísimos de verle tan bien, yo no se que tendrán esos sueros pero desde luego el cambio ha sido radical

  2. TAVAD Dice:

    Hola Nancy,superar una adicción a veces se hace más complicado si no se tiene el apoyo médico y psicológico adecuados; más aún cuando parece que su hijo a recaído varias veces. Desconocemos el tratamiento o medicación que ha recibido su hijo por lo que no sabríamos valorar si ha sido lo más adecuado. Nuestra primera recomendación es que acuda a un centro médico o profesional de confianza que puedan orientarle para saber la mejor forma de actuar. Actualmente nuestra sede reside en España pero tratamos a pacientes procedentes de todo el mundo y contamos con un tratamiento de desintoxicación específico para dejar la marihuana. Le dejamos un enlace con todas nuestras vías directas de contacto disponibles por si lo necesitara https://www.tavad.com/doctor/ Sería atendida por una de nuestras asesoras de forma más personalizada para que pueda conocer mejor su situación y darle toda la información o respuestas que necesite saber. Un saludo Nancy

  3. Nancy Romero Marchena Dice:

    Hola, tengo un hijo fumando mariguana, ya tiene cuatro años con lo mismo, siempre dice lo voy a dejar, hace como estaciones . hoy sí mañana no, ha estado internado, ha estado en psicólogo, levhe dado gotas todo lo que me dicen, ustedes que me aconsejan. Estoy en Colombiano. Madre desesperada. Gracias!!.

  4. Saray Dice:

    ¡¡Que sorpresa oír las palabras de Fernando!! damos fe de su cambio,desde aquel chico asustado y “perdido” que llego el primer día acompañado de sus padres a un chico lleno de vitalidad y con una eterna sonrisa en su cara. Es verdad que ha adelgazado bastante y se le ve estupendo,no puedo decir más! Enhorabuena,enhorabuena y enhorabuena….

  5. Analaura Dice:

    A seguir caminado Fernando, a seguir andando y disfrutando de cada paso que des, la vida es muy bonita como dices pero hay veces que tenemos q tropezar en el camino para darnos cuenta de lo valioso que es cada momento q aprovechamos d verdad!

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *