marilyn monroe sobredosis

Marilyn Monroe Sobredosis de Belleza

Desnudando a Marilyn Monroe

“Hollywood es un lugar donde te pagan miles de dólares por un beso y 50 centavos por tu alma”. “Tengo demasiadas fantasías sobre ser un ama de casa. Creo que yo misma soy una fantasía”. Eran algunas de las frases con las que Marilyn se reivindicaba como mujer pensante más allá del símbolo sexual en el que se había convertido en la época.

Marilyn

La muerte acabó con ella a sus 36 años, eternizándola y ascendiéndola a mito del cine automáticamente. Las últimas instantáneas, meses antes de su muerte, han salido ahora a la luz y pueden verse en España hasta el 15 de Julio en el Mondo Galería de Madrid. En la muestra artística capturada por el fotógrafo Lawrence Schiller, se pueden ver las imágenes desnudas de la actriz en una piscina. Imágenes que, más allá del componente sexual, descubren la melancolía siempre presente en la vida de Monroe. El sino que le marcó su belleza sumado a una infancia problemática la llevaría a sentirse la persona más incomprendida del mundo. Entonces llegaron las pastillas y la alegría que le producía el licor.

Demostrar que era más que un objeto de decoración

La mirada masculina de la época nunca dejó descubrir sus verdaderos anhelos. El papel de la mujer, a pesar de los avances en derechos, seguía siendo de ciudadana de segunda. Marilyn intentaría por todos los medios lograr el reconocimiento que ella creía que se merecía. No consiguiendo pasar de ser más allá que el objeto de deseo de medio mundo, se dice que la actriz cayó en una “melancolía alegre”. El alcohol comenzaba a ser su mejor aliado. La bebida le serviría como pretexto de diversión y olvido … Marilyn Monroe, sobredosis de belleza

Copas en la ficción y en la realidad

Marilyn tenía miedo. Los fantasmas de un pasado con una madre con problemas mentales la acechaban en cualquier esquina. Monroe pensaba que podía convertirse en su madre.Su adicción iba en crescendo, así lo relatan sus compañeros de rodaje. Marilyn fue diagnosticada por su psiquiatra como neurótica, depresiva y compulsiva. Pasaba las noches sin dormir. Los papeles que interpretaba en el cine como belleza rubia amante de las fiestas y las copas se trasladaban de la ficción a su realidad cotidiana. Llegaba tarde a los rodajes y nadie parecía entender qué le pasaba. Sus problemas con la bebida comenzaron a hacer mella en su trabajo. Tras llegar a casa extenuada, no conseguía dormir, la ansiedad se apoderaba de sus noches. Fue entonces cuando recurrió a los tranquilizantes. Monroe, combinaba barbitúricos tras noches intensas de copas y glamour. El sueño de llegar al Star System de Hollywood se había convertido en su ¿pesadilla?

¿Sobredosis o asesinato?

“Las últimas fotos que pude hacerle muestran a una Marilyn que quería sobrevivir. El fotógrafo, Lawerence Schellir, reconoce “que sintió su mirada triste” pero que de ahí a “creer que quisiera suicidarse me resultaba impensable”.

En 1960 filmó la película “Vidas Rebeldes” con una salud más que deteriorada. Seguía sin dormir. Incrementó la dosis de alcohol y tranquilizantes casi a diario. Fue hospitalizada diez días y la prensa ya comenzó a augurar una muerta cercana. Agotada y recién divorciada del escritor Arthur Miller regresó a Nueva York. Su adicción parecía no tener fin. Estamos en Mayo de 1962. Su famoso “Happy Birthay” al presidente Kennedy sería una de sus polémicas y últimas apariciones. Murió en agosto de ese mismo año. Sola, en su cama, al lado del teléfono. La policía dijo que fue un suicidio por sobredosis de barbitúricos. Hasta hoy no se ha podido probar. Una historia que choca ahora con el reciente libro “Marilyn and rainbow´s end. Sex, lies murder and the great cover up” publicado por Darwin Porter. El periodista e investigador asegura que las adicciones de Marilyn sirvieron como excusa para cubrir el asesinato de la actriz a manos de cinco mafiosos enviados por el presidente Kennedy. El escritor admite que “la actriz consumía drogas pero no quería morir”. Según Porter, estaba dispuesta a dar una rueda de prensa revelando sus secretos y escarceos amorosos con los Kennedy´s, algo que, si fuera cierto, finalmente nunca pudo hacer. Aún no se conoce si esto fue así o es que Marilyn se cansó de ser Marilyn.

¿Cómo crees que murió Marilyn Monroe?

1 comentario
  1. Jesus
    Jesus Dice:

    Buen artículo. Al final, la pena de todo fue que murió tan joven. En mi opinión fue la mujer más bella que ha existido nunca. Tenía una belleza natural que no he visto en ninguna otra mujer.

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *